Combate

Combate

 

 

Le tengo miedo a la muerte

nunca se lo he dicho

en cambio me entretengo

comprando calcetines

y me alejo

de los besos cuando

me despido,

los objetos duraderos

están en las viejas fotografías

posando junto a mi juventud,

mi sonrisa

se descolorió por falsa

olvidé los motivos de aquella

curva en los labios, y esos ojos

con virutillas de luz,

sentada sonriendo de verdad

estaba mi abuela,

en un sofá de pana

no sabría poner nombre al color

que rezumaba esa cápsula del tiempo,

 

tengo tanto miedo a no recordar

que  olvido en cuanto puedo

al dolor,

por eso cuando me golpea

me deshago por nuevo

por fácil y mórbido,

nunca me entretuve

en tejer una coraza.

A %d blogueros les gusta esto: